CON MIS DISCULPAS AL UNIVERSO

@abogadodelmar

El universo tiene fama de perfecto y estupendo, y parece que efectivamente es así. 

Una vez mi cuerpo sufrió un palo bastante gordo. Mi tía Carmen, maestra de reiki, me advirtió: “Si tú no paras, el universo te para”.

Yo asumí la avería y no me paré. Al cabo de unos años me vino otra mucho peor, casi definitiva al extremo de que me rozó la Parca. Mi tía no me tenía a mano para volver a contarme lo mismo pero no hacía falta. Ya yo me di cuenta sin ayuda.

Después del segundo aviso aflojé solo un poco pero la orgía de abusos de nuestro gobierno a partir de marzo me llamó de nuevo a la barricada y a los excesos burros, realmente mucho más burros que antes.

Excuso decir que eso de pararme venía a cuento de que trabajo mucho. No creo que sea precisamente eso que llaman un work alcoholic puesto que en mi caso el esfuerzo no se debe a mi apetencia de ganar mucho dinero sino a que soy sensible al sufrimiento humano y (con perdón sea dicho) me considero capaz de contribuir a aliviarlo.

Cuando tomé mi puesto en la barricada en el mes de  marzo no pensé que el despacho se iba a transformar en esta auténtica locura. Cierto que la web recibió en el primer mes más de 103.000 visitas, pero aún tenía que transcurrir un tiempo hasta que eso significara  en una presión efectiva para mi. 

Parece ser que tras hacer público el dictamen sobre vacunas mi crédito ha subido, y sea por lo que fuere la realidad es que en los últimos tiempos no puedo ni escribir porque me paso el rato  atendiendo consultas telefónicas de personas angustiadas con PCR, mascarillas o vacunas. Quiere esto decir que el nivel de exigencia es máximo y que me encuentro mucho más al límite de lo que me había encontrado nunca.

Un ejemplo reciente puede ser que, encontrándose un servidor ya muy hecho polvo, en su casa a las diez de la noche, recibí llamada de un número desconocido. Era cierta persona que me alertaba de que alguien del equipo de rodaje de Miguel Rix había sido detenido. Como mi fidelidad a Miguel es incondicional, dejé lo que estaba haciendo y me puse a redactar un habeas corpus urgente.

Escribo este artículo en nochebuena. Tenía que venir a pasar la navidad con mi madre, que vive en una Comunidad Autónoma de cuyo nombre no quiero acordarme. Debía haber llegado  ayer pero resultó imposible porque tenía dos entrevistas seguidas que se sumaban a la que había hecho el día anterior, y confieso que terminé bastante perjudicado.

Como el Presidente de la Comunidad Valenciana había prohibido las entradas y salidas de ella, me he visto en la obligación de vestirme con americana y corbata y llevar conmigo documentación acreditativa de que llevo asuntos profesionales en esa otra comunidad para el caso de que los guardias me preguntaran.

Estaba convencido de que todo eso de los controles en las carreteras es un cuento del telediario para asustar , pero lo que me he encontrado en la autovía Madrid-Alicante me ha mosqueado. Había un control muy severo de la guarida civil con tres coches patrulla, ocho Land Rover y la clásica tira de pinchos. Todo muy profesional además de raro. Desde luego no tenía nada que ver con el cruce de la “frontera” porque aún faltaba mucho.

En la “frontera” efectivamente no había ni medio guardia, pero es que antes de eso he sufrido un incidente (no accidente) que tiene mucho de extraño y quizá sea un decreto del universo (No un real Decreto del gobierno ) para protegerme de mi mismo. Como me aburren estos largos viajes suelo escuchar un podcast en inglés o un audiolibro. Para ello tengo un cable doble jack con un extremo pinchado en la salida de auriculares del teléfono y el otro en la entrada de audio de la radio. Quería seguir escuchando Asesinos sin rostro, de Henning Mankell, y me he parado en una estación de servicio para darle a play y conectar el cable, ya que hasta ese momento había estado hablando por el manos libres.

Pues bien, no sé qué diablos he hecho pero el jack pinchado en el teléfono se ha descabezado y la punta exterior (“distal “ dirían los médicos) se ha quedado incrustada en la salida de auriculares.

No me he dado cuenta de las tristes consecuencias hasta llegar a destino.  Después de la habitual comida pantagruélica he ido a echarme y al tratar de reproducir el audiolibro no escuchaba nada. La cuestión es  que el dispositivo cree que hay unos auriculares insertados y no saca el audio por el altavoz.

Incluso entonces no era consciente de  las graves consecuencias del incidente, que van más allá. No solo no puedo escuchar audiolibro o mensajes de audio de WhatsApp sino que tampoco puedo hablar por teléfono porque no oigo nada y dudo que me oigan

Y aquí es donde todo esto cobra sentido, porque tengo varias consultas telefónicas pendientes y no voy a poder atenderlas. De hecho, acababa de advertir a mi madre que mi presencia sería testimonial porque he venido con mucho, mucho trabajo y la mayoría es resolución de consultas telefónicas.

Si tú no te paras, el universo te para. No sé si aquí hay algo de sobrenatural pero sí que la punta de una clavija jack no se descabeza con facilidad. De hecho no sabía que se trata de una pieza separada o separable. He estado trasteando la del otro extremo, la sana, y no hay forma de soltar el extremo exterior.

¿Se trata de una conspiración del universo para obligarme a descansar o es que estoy medio tonto?

No puedo contestar a esta pregunta pero sí quiero contar otro hecho aún más raro, para que veáis que estas cosas suceden. En junio de 2017 vine a este mismo lugar. En una avenida de Valencia metí un frenazo y el contenido del bolsillo superior de la mochila, que estaba abierto, cayó al piso del coche. Entre otras cosas había allí una grabadora digital. Llegué a destino por la tarde y la grabadora había desaparecido. La busqué sin éxito por todos lados. Incluso revisé el contenido de la bolsa de basura que mi tía acababa de echar al contenedor. Pero nunca la pude encontrar y me limité a comprar otra igual.

Año y medio más tarde, en pleno invierno, me calcé unos botines muy abrigados, con el interior de piel de borrego. Al introducir un pie, tropezó con algo. 

¿Creeréis que era la grabadora perdida? 

Un descuido, se puede pensar. Quizá había caído ahí el primer día. Pues no: En junio nadie calza botines de invierno con piel de borrego y yo no soy una excepción.

Supongo que algún duende me estaba tomando el pelo, pero no sé con qué objeto. En este otro caso, en cambio, el propósito parece obvio. Se supone que debo dejar al margen el teléfono y descansar.

Desgraciadamente no puedo permitirme ese lujo y el día 26 tendría que correr a un taller o a comprar un terminal nuevo. En todo caso, he redactado una breve descripción de lo sucedido y la he enviado por WhatsApp a las personas más cercanas, pero como no puedo llegar a todo el mundo, publico este artículo no sólo para exponer mi extraño caso, sino también en la esperanza de que no me consideren un grosero mis amigos que me llamen sin obtener respuesta o que me envíen audios y vean que no los escucho. Sobre todo en estas fechas tan señaladas, como se suele decir.

Al sabio y clemente universo le pido que me perdone por seguir adelante. No es que me rebele contra sus decisiones. Es que soy necesario en la barricada.

José Ortega

CENSURA

@abogadodelmar

Mi vídeo FUNDACIÓN DE LA MARABUNTA LEGAL acaba de ser borrado por YouTube a los Díez minutos de subido más o menos.

He enviado la apelación. YouTube es una empresa no española que opera en España y vende publicidad en España, por lo que debe ajustarse al ordenamiento jurídico de España, en particular el derecho fundamental a expresar y difundir libremente ideas y contenidos.

Se podría formular una denuncia administrativa si estuviéramos viviendo en una sociedad libre y democrática, pero al estar sometidos a una dictadura estalinista Y genocida asesina de ancianos que impone un régimen de terror, pues no hay a donde ir. De hecho, el tema de La ozono terapia está recogido en la querella X, que a la sazón se encuentra paralizada desde su Presentación el 21 de julio.

Pero no importa. Hay que luchar siempre, con posibilidades de éxito o sin ellas. Todas las victimas de YouTube que lo deseen pueden aplicar estos razonamientos en sus apelaciones.

Jose Ortega

FERNANDO HEVIA. IN MEMORIAM

@abogadodelmar

Cuando ganaste la gran carrera

el pueblo entero salió a aclamarte.

Jóvenes y ancianos te vitoreaban

mientras a hombros te llevábamos.

Sabio aquél que sabe escapar pronto

allí donde la gloria no perdura.

Pues aunque pronto crece el laurel

mucho antes que la rosa se marchita.

Pero tú no seguirás el camino

de aquellos que malgastaron su gloria.

aunque su nombre perduró menos que ellos.

Ante esa jóven cabeza laureada

contemplarán tu cuerpo inerte

y descubrirán entre los rizos de tu pelo

una guirnalda aún sin marchitar.

Alfred.E.Housman

Tengo la sospecha de que Fernando estaba tocado por Dios. Desde luego puedo decir, y esto no es sospecha sino constatación, que era un hombre de Dios. En este caso del llamado por él Jehová, pero eso qué importa. Por lo menos a mí nada.

Era una de esas personas que iban tocando a las puertas y tratando de evangelizar. No he hecho nunca eso. Yo vendía lotería del viaje de estudios o El buen amigo, la revista de los boy scouts, por un duro que no siempre era fácil de conseguir.

Pero mucho más difícil debía ser la empresa de Fernando, porque los cristianos del Vaticano recelan de estos pacientes predicadores testigos de Jehová, y doy por hecho que Dios tenía sus ojos puestos en aquel siervo esforzado.

Lo conocí en agosto de 2013, creo, cuando quedaban solo unos meses para que la Parca me rozara y pasara de largo sigilosamente. Fernando vivía en plena naturaleza. Su casa se alzaba en el extremo de un pequeño puerto comercial al interior de una ría y tenía el barco de pesca atracado en la puerta como el que aparca el coche al pie de su piso. Pero él no rodaba por la carretera como los hombres normales mediatizados por la costumbre, sino que se adentraba en la mar como hacen los hombres libres e indómitos que lo esperan todo de la vida.

Tocado por Dios, sí.

¿Y por qué? Bueno…. Es que Fernando tenía un problema con la ley de costas y su única hija, Rosama (a quien tanto aprecio y a quien tanto debo) me encargó el asunto. Ahorro los detalles y paso directamente informar del buen fin de aquel litigio en la Audiencia Nacional. Para mí llevarlo fue muy comprometido porque Rosama es una persona muy querida y especial y un fracaso habría resultado muy triste. El desenlace fue tanto más afortunado cuanto que ganarle un pleito a Costas, aunque tengas razón, es más difícil que hacer pasar a un camello por el orificio de una aguja. Por eso tiendo a creer que aquello fue un trabajo en equipo entre un humano como yo y esa Divinidad que tenía puestos sus benevolentes ojos en su querido hijo Fernando.

Este hombre enérgico, jovial y vital acaba de cruzar al otro lado rodeado de amigos. Fue muy llorado en un extraño funeral por zoom al que asistí junto con mis queridas Lys y Sara. Y personalmente opino que su partida podría haber sido también un gesto de clemencia de Dios, porque el mundo que acaba de dejar atrás, ese mundo de las cosas materiales m que se ha abandonado para nunca volver a recordarlo, como un miembro tumefacto que termina por desprenderse o como los cabellos cortados que nadie sabe a dónde van, ya no es el mundo de antes y está comenzando a experimentar unos dolores que aún no sabemos si nos elevarán a la gloria o nos precipitarán a los abismos.

Siempre que se va alguien querido recuerdo el final de MEMORIAS DE AFRICA y rememoro las palabras que pronuncia Karen Blixen sobre la rumba de su amado Deniss Finch Hatton, especialmente dichoso el que huye de allí donde la gloria no perdura.

Sí, querido amigo mío, en este mundo del que has partido m no queda ya gloria, ni humanidad, ni alegría, ni placeres.

Tú sigue remando hacia tu estrella sin mirar atrás.

José Ortega

SIGNIFICADO (S) DE LA PLANDEMIA

@abogadodelmar

S

La crisis “sanitaria” nos ha quitado mucho y nos ha aportado mucho también, lo mismo que también  son muchas y variadas las facetas y aristas del invento, y   que me gustaría exponer.

  1. Desde el punto de vista medioambiental parece obvio que la parada en seco de casi toda la actividad con motivo  del  confinamiento significó al mismo tiempo la parada en seco de la actividad depredadora y destructora del ser humano sobre la tierra que lo alberga, lo alimenta y le proporciona belleza y momentos de éxtasis por la simple contemplación de un paisaje.  Los aviones permanecieron detenidos en los aeropuertos, los trenes en sus hangares y los coches en sus garajes. Los cielos volvieron  estar limpios  y el aire libre de contaminantes,  y la madre tierra creo que suspiró aliviada ante la inactividad transitoria del parásito insaciable, destructor y carente de piedad que la habita.

2. Desde el punto de vista político, estamos siendo testigos y al tiempo protagonistas del zarpazo final de la  élite globalista contra el género humano. Pocos dudan ya de que todo esto obedece a un plan y  bajo  mi punto de vista, ese plan es doble.

En primer lugar, consiste en la demolición controlada de la economía productiva a cargo de los gobiernos títeres para llegar a un futuro en el que cada ciudadano subsista mediante un sueldo público y de esta manera pierda toda independencia en favor del Estado. 

Para Rousseau, el ideal del nuevo ciudadano era el agricultor independiente dueño de su tierra que se relaciona directamente con el Estado. Esta última referencia era  una despedida de los gremios medievales, pero lo que aquí importa es el aspecto de la independencia económica, porque Rousseau  sabía que sin ella,  la libertad política no significa gran  cosa.

Pues bien: Es tal independencia económica lo que los globalistas desean destruir a toda costa mediante la fórmula de poner a los gobiernos a la tarea de arrasar las economías de sus propios países. Esto podría parecer paradójico, puesto que sin economía productiva no hay tributación y sin tributación no puede haber tesorería para pagar salarios. Sin embargo, la paradoja es pura apariencia, porque la  más que probable fórmula consiste en cubrir  todo ese inmenso gasto mediante el endeudamiento público.

No hay ningún problema: La banca internacional es capaz de financiar a los Estados de forma ilimitada porque el dinero es para ella inagotable. De hecho, no existe. Ya no es ningún  secreto  que los bancos fabrican el dinero al darlo en préstamo. Se limitan  anotar la cantidad en una hoja de cálculo y a transferir al prestatario una capacidad de adquisición de bienes que es una pura convención, por no decir una completa ficción. Todo el esfuerzo que hace un banco es teclear un número, pero el prestatario (ya sea una persona o un Estado) tendrá que satisfacer la deuda con sacrificio real, esfuerzo real, privaciones y renuncias reales, falta de sueño real y madrugones reales. 

Por esta vía, la élite globalista planea obtener un doble objetivo: En primer lugar, la completa sumisión  de los ciudadanos respecto al Estado. En segundo lugar, la perpetuación del endeudamiento y por lo tanto la profundización cada vez mayor en la esclavitud de la Humanidad.

El ataque que estamos padeciendo es el zarpazo de una bestia particularmente feroz que ya no se preocupa de disimular ni se esconde, sino que se exhibe con descaro. Lo único que nos podía salvar, el Derecho, ha saltado por los aires. En España, tanto el gobierno como las Comunidades Autónomas están confinando a la población de forma ilegal. De esta ilegalidad uno y otras son conscientes, pero esto ni los inquieta ni los detiene porque están lanzados a la una carrera  ciega y sorda para servir a sus amos. En realidad esos presidentes de Comunidad Autónoma que confinan y encierran a capricho burlándose de la Constitución que juraron cumplir y que ahora están tonteando con el toque de queda como si fueran comandantes de laWehrmacht en territorio ocupado, no son más que payasos haciendo el ridículo y sus actos serían risibles si no fuera porque la misma policía que debería detenerlos y ponerlos a disposición judicial está a sus órdenes y al servicio de sus caprichos de tiranos medio  tontos. Sólo los tribunales podrían y deberían pararlos, y por eso el gobierno les ha puesto azúcar en el carburador nombrando Fiscal General del Estado a una señora perteneciente  su propia banda de delincuentes de cuello blanco para que pueda sabotear a placer las numerosas querellas interpuestas contra él y el resto de los poderes públicos.

El  segundo lugar, consiste este plan en  implantar la vacunación obligatoria y universal con el propósito, doble a su vez, de obtener una elevada mortandad derivada de sus  efectos secundarios y la esterilización de la población a través de la jeringuilla como vía complementaria para  diezmarla. Aunque el enjambre mediático insista en que la vacuna es la solución que estamos esperando, no es así. La vacuna es el problema, y el pretendido virus no ha sido más que un medio para conseguir el fin que con tanto afán   buscaban.

Uno  de los países más atacados por la bestia es Argentina, cuya cámara de representantes, en un alarde  único de aberración legal,  ha aprobado la vacunación obligatoria y al tiempo la  exención de responsabilidad de los laboratorios como consecuencia de los más que probables daños que traerá consigo la medida. El descaro y la ignominia de la decisión son tales que faltan las palabras. Habría que remontarse a los horrores de la Alemania nazi o de la URSS estalinista para encontrar un precedente parecido. 

 Nuestra única esperanza es que la inmensa nube de crédulos asustados deje por un momento de ver el telediario para acudir  a vacunarse voluntariamente y que con esto la bestia se dé por satisfecha y nos deje en paz al resto. Se trataría de un mecanismo de selección natural muy oportuno en el que los tontos morirían o sufrirían graves secuelas precisamente por ser tontos. 

3. Desde el punto de vista ideológico, el nuevo panorama de pensamiento-acción confieso que me desconcierta. Desde el principio éramos conscientes  de las maldades del neoliberalismo, de la banca internacional y del capitalismo salvaje y desde  el principio creímos a pie juntillas que el marxismo era su  contrapunto natural. Pero al fin resulta (o más bien siempre fue así) que unos y otros son igualmente globalistas. La Internacional Socialista o comunista no son cosas de ahora, lo mismo que la consigna proletarios del mundo… ¡Uníos! De primeras, el globalismo capitalista propone la  solidaridad  de la élite financiera, y el marxista la  de los trabajadores. Pues bien, la República Popular China parece haber roto ese esquema al promover una extraña suerte de marxismo capitalista o capitalismo de Estado, de manera que hoy día ya no sabemos bien qué significa, qué implica y a qué conduce eso que llaman ser progresista.

 Hace poco, y a la sombra del 15M, quienes con no poca arrogancia se complacían en llamarse a sí mismos despiertos y despreciaban con a los que calificaban de  dormidos, eran en su mayoría personas afectas al movimiento democracia real ya. La curiosa paradoja consiste en que quienes se apropiaron o pretendieron apropiarse de esa  ideología  están ahora en el gobierno aplicando lo que se asemeja mucho a un régimen de terror. 

Mi ex-amiga, la señorita X, que me introdujo en democracia real ya (aunque siempre me mantuve en la periferia y mi única contribución al 15M fue mi largometraje documental MAYO), se dedica a retuitear a Pablo Iglesias y ha roto unilateralmente nuestra amistad de doce años por causa de mis actuales opiniones políticas. Es curioso que ambos partimos de un punto común y de una sintonía máxima y la extraña evolución de la realidad ( no de nuestros respectivos  pensamientos) nos ha situado  en bandos contrarios. 

Quiere esto decir que las ideologías se han convertido en algo parecido a la  mezcla de ingredientes depositados  en una batidora después de darle al botón de puesta en marcha. 

4. Desde el  puntos de vista psicológico  también asistimos a procesos tan inesperados como reveladores. De la misma forma que un adolescente instalado en la confortabilidad del hogar no sabe quién es, de qué es capaz y qué  clase de persona lleva dentro hasta  que no empieza a sufrir  los zarandeos de la vida, así también un adulto instalado en la comodidad de una existencia satisfecha tampoco sabe realmente qué clase de persona es y qué es lo que lleva dentro  hasta que  una crisis como la presente le exige una actitud y una toma de postura. Muchos no han sabido dar la respuesta a mi juicio adecuada a la opción entre la pasividad sumisa o la rebeldía activa y se han quedado fascinados  (o más bien alelados)  e inmóviles  por las mentiras del telediario a la manera de un conejo deslumbrado por los faros de un coche.

5. Desde el punto de vista moral, hemos asistido a un auténtico espectáculo de degradación y envilecimiento en los que informan y mandan. Uno de ellos es  la actitud de los medios de comunicación y en su obsesiva insistencia en fingir que el problema es mucho más grave de lo que es en realidad, en el lavado de cerebro continuo, en la morbosa exposición pública de docenas de ataúdes pretendiendo que todos sus ocupantes eran  víctimas del virus  y en la insistencia sofocante con la que el tema monopolizaba los informativos con la obvia consecuencia de que de por ese procedimiento se inocula el miedo sin jeringuilla y se convence a los crédulos adictos al telediario de que la única forma de salvarse es esa vacuna en la que aguardan todos los horrores.

Las mentiras en torno al número de fallecidos por el virus resultan alarmantes. Una doctora con experiencia en tratamiento de Covid 19 en UCI me decía hace poco que un familiar muerto  en su propio domicilio  como consecuencia de un cancer habría recibido certificado de defunción por Covid  si la muerte se hubiera producido en el hospital, y es razonable sospechar que el efecto es masivo.

Inmoralidad y envilecimiento  de unos responsables de sanidad a los que sólo cabe calificar de basura con patas es también lo que evidencia la extraña situación vivida en la clínica del Rosario de Ibiza, que estaba tratando con enorme éxito a pacientes de Covid 19 con ozonoterapia. Cuando otros hospitales se interesaron por el procedimiento, se cruzaron por el camino los respectivos  comités de ética y prohibieron el tratamiento. Parece ser que uno de los responsables pronunció esta frase para el recuerdo: “Prefiero que se mueran antes que autorizarlo”. La fuente son las mismas palabras del anestesista de la clínica del Rosario durante una entrevista.  Y nótese por favor que aquel  asesino vocacional hablaba en nombre no de una banda de gánsters ni de un equipo de pistoleros a sueldo, sino de un comité de ética.

No menos contrario a la ética y no menos inmoral resulta el criterio de un señor llamado Federico Montalvo, a que por alguna razón que me cuesta entender tiene asignado el cargo de presidente del comité de bioética de España. Su nauseabunda propuesta consiste en retirar transitoriamente la patria potestad a los padres que se nieguen a vacunar a sus hijos. Obviamente su propósito es devolvérselos una vez que los menores indefensos hayan caído en sus garras para pincharles. Y menos mal, porque siendo esto  malo,  lo peor no es que las siniestras autoridades de  tutela de menores les pinchen, sino que los prostituyan o les permitan prostituirse  tal como ha sucedido en Baleares sin absolutamente ninguna investigación y absolutamente ninguna consecuencia.

Como se ve, no nos encontramos ante un cuadro de simples discrepancias políticas o de simples puntos de vista encontrados, sino ante una genuina  lucha del bien contra el mal. El mal, la malignidad, la perversión, están en el poder.  Nuestros  gobernantes los ya no pueden estar más envilecidos y degradados moralmente. Aquí no hay matices y eso es todo.

Debo añadir  que varios meses antes de que todo comenzara vi un Informe  Semanal dedicado a las vacunas. En el reportaje se daba voz, por supuesto, a alguna persona contraria a la vacunación, pero ya entonces sus declaraciones me parecieron extrañamente laxas y supuse que el editor había aplicado la tijera a conciencia. Esto desde luego nada tiene de raro. No hace mucho tiempo tuve en el despacho a un equipo de la Sexta Columna. Tras interrogarme durante cerca de hora y media todo lo que sacaron fue una frase de  diez segundos. 

En  cuanto al Informe Semanal, concluí que se trataba de la típica escenografía falsa de pluralismo  donde aparentan dar voz a quienes no piensan igual pero en  edición seleccionan sus  declaraciones más livianas para que en la versión definitiva del reportaje aparezcan con menos fuerza que la cerveza de una botella que ha permanecido sin tapón durante una semana.

En todo caso, me chocó en su momento que vinieren con un reportaje que en apariencia sugería  puro relleno porque nada tenía que ver con la actualidad. No podía yo imaginar que formaba  parte de la estrategia de propaganda y lavado de cerebro porque ya entonces lo tenían todo organizado.

6. Desde el punto de vista social, todos hemos experimentado el sabor amargo de la ruptura de afectos, algunos incluso en el seno de sus propias familias. Personalmente tuve que renunciar al tradicional desayuno con tres amigas de los viejos tiempos por causa de las mascarillas. Se trata de personas  excelentes, buenas y afectuosas que sin embargo estaban en el otro lado y que se ponían la mascarilla disciplinadamente tan pronto como de terminaban el  café y la tostada, incluso sentadas a la mesa.  La  cosa se puso mucho peor durante el verano, porque entonces se sumaban  unas señoras a las que yo no conocía pero ellas sí.  Todas con mascarilla, pero yo no la llevaba y notaba sus miradas de censura porque posiblemente temían una muerte temprana (o no tanto) por mi culpa. A este grupo de matronas  que me miraban con ojos fijos tras sus mascarillas tuve a bien darles el nombre de comité de lechuzas y nunca mas volví. 

Lo mismo me ha sucedido en otros ámbitos de mi vida personal. Es como si se hubiera instalado un clima de guerra civil psicológica entre los crédulos y los que ellos llaman despectivamente negacionistas.

Pero no no hay motivo para la aflicción. Personalmente, y no soy el único, debido a la crisis  he podido experimentar la incomparable delicia de recibir en mi vida a  personas nuevas y afectos nuevos. A diferencia de los antiguos, estos recién llegados son personas afines que comparten conmigo el mismo modo de ver la vida en general y la situación presente en particular. Y puedo asegurar que no hay comparación posible. Lo viejo se marcha porque se tenía que marchar y creo que lo más sensato es dejarlo ir. Sin confusión: Nunca daré la espalda ni rechazaré  a mis amigos de toda la vida,  pero tampoco intentaré retenerlos, ni mucho menos trataré de convencerlos o de ejercer  sobre ellos esa labor de apostolado que tanto se escucha en las redes sociales e intentar que despierten. No es mi intención hacer despertar a nadie. No soy un profeta ni un reloj despertador y mis congéneres han alcanzado todos la mayoría de edad y están felizmente dotados de libre albedrío. 

Si no fuera por la tragedia humana que nos ha asolado, colmaría de bendiciones a los responsables de la situación porque sin ella me habría visto privado de la amistad de todas las personas que he conocido recientemente, de su excelencia y de su humanidad.

José ortega 

MITOLOGÍAS DE LA CHINA

@abogadodelmar

En su momento fui un lector de historia de las religiones, cuentos populares, mitología y antropología cultural bastante obsesivo. Salvando las distancias, me pasaba como a Robert Graves, quien confesaba que cuando leía, buscaba. Él no leía por gusto, sino que sus lecturas eran una investigación. Él siempre estaba buscando algo. Yo (salvando las distancias) también.

Siempre he dicho que un microbiólogo que quiera investigar necesita presupuesto porque no puede pasar sin un laboratorio. Lo mismo sucede a un médico, un químico, un ingeniero o un físico.

Sin embargo esto no tiene nada que ver con la investigación en humanidades. Durante años viví, totalmente gratis, sumergido en lecturas/investigaciones sobre todas las mitologías del mundo porque estaba buscando algo. Durante años viví en mundos paralelos porque estaba buscando algo. Durante años no pisé el suelo, sino que levitaba porque andaba tras una pista, porque supe encontrarla y porque pude experimentar el placer del conocimiento, o más bien del descubrimiento. Es decir, que sin laboratorio y sin presupuesto, encontré lo que buscaba, construí mis teorías y escribí lo que tenía que escribir.

Ahora apenas tengo tiempo para leer y estudiar. Me siento como una batería que hubiera estado tomando carga durante todos esos años para ser desconectada del flujo de corriente eléctrica y comenzar a dar energía en forma de contenidos.

Lo que buscaba y encontré ya lo contaré. Este artículo es para contar otra cosa. Que hoy estaba en cierto centro comercial de cierta ciudad y he entrado en la Casa del Libro a comprar algo para mi madre.

He visto un libro de mitología. Un libro bastante caro pero de apariencia bastante seria. No iba del tema que me es más familiar, la mitología mediterránea, sino de la China. Y después de una eternidad, he vuelto a confiar un libro del temita éste.

Sólo después de un rato me he dado cuenta de que mi compra también encerraba un posible simbolismo oculto, porque nos están pisoteando con el pretexto de lo que no es sino un cuento que viene de china, es decir un cuento chino.

José Ortega

FILANTROPÍA FILANTRÓPICA

@abogadodelmar

El filántropo Guillermo Portales

Pepenius

20.09.20

El millonario y filántropo Guillermo Portales acaba de asombrar al mundo con el anuncio de su inminente suicidio.

Preguntado por las razones de tan insólita iniciativa, el benefactor de la humanidad respondió que puesto que se ha distinguido por defender la necesidad de una disminución drástica de la población mundial, se veía moralmente obligado a dar ejemplo, por lo que llegó a la conclusión de que no hay mejor forma de filantropía que la auto inmolación.

La actriz Uma Turman se ha ofrecido a protagonizar un remake llamado KILL BILL GATES, si bien el heroico señor ha declinado todo comentario.

La noticia ha sido en general bien recibida en el mundo del llamado negacionismo. De hecho, varios voluntarios se han ofrecido gratuitamente a hacerle más fácil el tránsito mediante iniciativas como empujarlo a las vías del metro o introducirlo en una picadora de carne industrial. No obstante, el multimillonario no ha aceptado hasta la fecha ninguna de estas ofertas.

En cualquier caso, negacionistas de todo el mundo celebran la valiente decisión.

MIGUEL RIX

@abogadodelmar

¿Qué haces cuando te crees medio escritor y te quedas sin palabras?

No, no es el terror ante la pagina en blanco. Esto no me ha sucedido nunca después de diez novelas y miles de folios escritos en demandas judiciales. Es lo que ha pasado hoy en Madrid lo que me ha dejado mudo.

Mirad, yo tengo muchos policías en mi familia. Uno de ellos es inspector. Por tanto nunca los he odiado ni temido. Pero lo de hoy es una mezcla de asco y profunda pena. Asco y profunda pena por los niveles de degradación humana a la que habéis llegado y por lo que le estáis haciendo a mi país y a mi gente.

¿Que pasa, que habéis salido de una cueva o directamente del gimnasio sin pasar por alguna academia o algo así donde os enseñen a distinguir entre los buenos y los malos? Vuestros profesores, si los habéis tenido, os deberían haber enseñado que es a los delincuentes a quienes debéis perseguir y no a las personas de bien.

¿Es que no os han dicho que vuestro trabajo consiste en defender los derechos y libertades y no en apalear a quienes tratan de ejercerlos?

Es repugnante ver cómo atacáis entre cinco a un hombre que no sé qué diablos habría hecho y lo reducís y lo humilláis como un perro para meterlo por la fuerza y entre pataleos en vuestra lechera.

Es repulsivo ver cómo metéis entre un montón de musculitos de uno noventa en el coche patrulla a una mujer indefensa porque se negaba a ponerse la mascarilla, y cómo no dejaba de gritar pidiendo auxilio.

Miguel Rix

¿Qué hacéis después de ese trabajo heroico? Volvéis a casa y acariciáis a vuestros hijos pequeños? ¿Les decís acaso que su papá está ayudando a crear un mundo en el que crezcan como esclavos? ¿Qué veis cuando os miráis al espejo, un ser humano o un miserable sin moral, honor ni capacidad de discernimiento? ¿Cómo podéis ir mañana, ya de paisano, a comprar el periódico y mezclados con las personas de bien y con las gentes sedientas de libertad e iguales a las que habéis apaleado?

Yo también me he sentido humillado y maltratado, pero lo peor del caso es que no se tienen noticias de Miguel Rix y temo que le hayáis puesto encima vuestras sucias zarpas de mercenarios sin alma ni cerebro.

A estas horas de la madrugada del domingo supongo que estará en algún calabozo. Yo sé bien cómo son los calabozos de la policia. Los he visitado dos veces, aunque por fuera. Se trata de unos recintos más bien sórdidos de unos dos metros cuadrados.

Pues bien, os voy a decir quién es el hombre al que seguramente habréis pateado un poco antes de meterlo entre rejas con vuestros malos modos de matones de barrio. Un único pelo de los huevos de Miguel es más digno que todo un ejército de esos mierdas carentes de sesera que sois vosotros.

A diferencia de otros ansiosos por destacar en el mundo de la resistencia, Miguel es un tipo tan inteligente como modesto, tan modesto como valiente y tan valiente como honrado. Con los méritos que ha acumulado a lo largo de su vida en la lucha por la libertad, se le podría disculpar un poco de egolatría pero os aseguro que no es el caso. Es un líder pero no un trepa. Es un referente pero no se lo cree. Es un modelo de conducta pero ni se le ocurre explotarlo. Y resulta que el gran Miguel Rix es también un hombre que ama a España y no cree que sentirlo y decirlo sea exclusiva de las derechas o las ultraderechas.

Su amistad es un honor para mí y desde luego si estuviera en Madrid me iría ahora mismo a la comisaría para asistirlo pero lo único que puedo hacer desde aquí es escribir este artículo para mi amigo.

A mediodía me ha puesto un mensaje de voz. Estaba muy ilusionado con el activismo de hoy y por el movimiento Madrid por la verdad, que iba a ser el primer paso de España por la verdad.

Pero me ha dicho otra cosa. Que el gobierno está a punto de caer y francamente lo creo.

Señores guardias: No voy a pedirles que piensen porque tengo la edad suficiente para ser realista, pero al menos dejen en paz a las personas de bien y vayan a patrullar por ahí en busca de delincuentes. Podrían empezar por el palacio de la Moncloa y seguro que aciertan. El sirviente de la élite económica mundial que se aloja allí es un traidor a España que está temblando de miedo con mucha razón. Pronto estará fuera y la lástima es que no hay para él pena bastante para compensar el daño que ha hecho al reducir mi patria a cenizas

José Ortega

ABOGADO

SI NO LO HACE ALEMANIA NO LO HACE NADIE (CORREGIDO, AUMENTADO Y MEJORADO)

@abogadodelmar

Una vez fui a misa del Gallo en Bremen. Como hacía un frío del copón en pleno diciembre, llevaba unos guantes de cuero. En la iglesia me los quité y al salir uno cayó al suelo.El día de navidad me di cuenta y volví en su busca. Estaba allí, a la puerta de la Iglesia. Y lo que pensé fue que era lo que se podía esperar de un pueblo noble y honrado como el alemán.

Unos años más tarde, en la misma ciudad, estuve paseando por un zoco multicultural y multirracial a la orilla del Wesser. El pais había cambiado y estaba saturado de pakistaníes, argelinos, marroquíes, malayos, hindúes, cameruneses, Costamarfileños, ecuatorianos, malgaches, camboyanos, chinos, sirios, libaneses, afganos y demás familia hasta el extremo de cuando un natural del país se presentaba a otro, le advertía: ”Mi nombre es Fulanito y soy alemán”. Todo muy al gusto del gran promotor de la migración universal y destructor de naciones George Soros (que por cierto, según acaban de decirme se llama realmente Schwarz, lo que resulta muy apropiado porque en alemán esa palabra significa negro).

Estoy unido a Alemania por vínculos familiares y sé que ese país no es lo que fue. Pero incluso así, continúa conservando su genio y hoy Alemania nos va a dar una lección de fuerza, dignidad y honor. Muchos en España tendrían que acudir al diccionario para entender qué significan esas palabras. Es lo normal en un pueblo de muertos en vida que sólo sabe ver el telediario y obedecer sus consignas con la mascarilla puesta.

Hoy es un día grande. Bendito sea el pueblo alemán, benditas sean su historia, su cultura, su fuerza, su valor, su rectitud, su dignidad y su honor.

Cinco millones de personas se reunirán en Berlín para certificar la muerte del Estado Profundo y el fin de la farsa.Si las previsiones no fallan, un general de la Wehrmacht dimitirá públicamente en el escenario y Robert Kennedy jr hablará a los berlineses como hizo su tío tanto tiempo atrás. La policia ni osará poner problemas.Hoy será un día histórico. Un día que permanecerá indeleble en nuestra memoria individual y colectiva.


Wenn Deutschland es nicht tut, tut es niemand. Vielen Dank, vielen Dank an mein geliebtes deutsches Volk.

 

————————————-

AÑADIDO EN 29.08.20

Me reprochan elogiar la historia de Alemania a cuenta de los campos de concentración y todo eso. Tal vez convenga una aclaración para confirmar que no hago el paso de la oca. Viene a cuento además porque tiene que ver con EL PEREGRINO DESOLADO, la última novela que he escrito.

Aunque yo no he venido aquí a hablar de mi libro, ahora voy a hacerlo porque estos reproches me han dejado ver una sincronicidad que me había pasado desapercibida.

En torno al cambio de era, el imperio Romano era lo que hoy es el imperio norteamericano. Arrasaban con todo, imponía su ley, su cultura etc.

El invencible imperio Romano se encontró con un problema más que difícil en Germania. Las legiones estaban acostumbradas a enfrentarse con otros ejércitos en campo abierto y al asedio de ciudades. Pero en aquel territorio no había ni lo uno ni lo otro. Los historiadores cuentan que el país era una sucesión ininterrumpida de bosques y ciénagas donde el asentamiento humano más grande albergaba veinte o veinticinco personas que vivían en compañía de sus cerdos. Las legiones no tenían la menor idea de cómo actuar en ese terreno. De vez en cuando una partida de germanos salía de ninguna parte y les causaba gran mortandad.

Total y absolutamente emblemática fue la batalla del Teotoburgo, donde los germanos (en este caso la tribu de los queruscos) exterminaron las legiones XVII,XVIII y XIX, seis cohortes auxiliares y tres alas de caballería.

Las legiones estaban mandadas por el general Publio Quintilio Varo, un sádico peligroso que en el año 7 había crucificado a 10.000 judíos con motivo de una revuelta. Varo se suicidó y los germanos enviaron su cabeza a Augusto en una caja de madera. Al comprender el desastre, el emperador se golpeaba la suya (su cabeza) contra los pilares de mármol gritando:

¡Varo, devuélveme mis legiones!

 

Ese exterminio engrandece aún más la figura de otro de los personajes de mi novela, el general y filósofo estoico Julio Cesar Germánico, que tras la humillante derrota tuvo el valor de entrar de nuevo en aquel campo de batalla sembrado de cadáveres y poner las cosas en su sitio con los queruscos.

Y ahora atención a esto: Ya sabemos en qué forma la televisión manipula y nos presenta una realidad inexistente. Pues bien, Roma fue capaz de someter solamente el territorio del sur de Alemania, hasta el río Elba. Más allá del Elba nada de nada.

Resulta que la ceca tuvo la santa desvergüenza de acuñar una moneda conmemorativa de la “derrota” de Germania. Representa a un personaje femenino caído en tierra con una lanza rota a su lado. Su propósito era hacer creer a los ciudadanos romanos que Germania había sido derrotada y sometida cuando no era así.

Captura de pantalla 2020-08-29 a las 13.50.36

 

De la misma forma que ahora la tele nos dice que la epidemia es terrible cuando no es ni epidemia ni terrible, en aquel tiempo el equivalente de la televisión pretendía que Germanía había sido conquistada y sometida cuando no era cierto ni lo uno ni lo otro.

En mi novela EL PEREGRINO DESOLADO, el protagonista lleva consigo esa moneda. Cada vez que se siente vencido, cada vez que le faltan las fuerzas, cada vez que cree que ya no puede seguir adelante, la mira, la aprieta y repite: “Es mentira. ella  no está derrotada”. Entonces se levanta y sigue adelante.

De la misma forma que mi protagonista, mirándose en el espejo de la indómita e irreductible Germania, se rebela contra el agotamiento y el desánimo y continúa caminando en busca de la verdad, así también en el día de hoy los alemanes y todos los que llegan en avión de otros países se rebelan contra el agotamiento y el desánimo y caminarán en busca de la verdad.

La historia de Alemania es mucho más que Adolf Hitler. Por eso repito:

Hoy es un día grande. Bendito sea el pueblo alemán, benditas sean su historia, su cultura, su fuerza, su valor, su rectitud, su dignidad y su honor.

José Ortega