KANT, RUSSELL Y NOSOTROS (A PROPÓSITO DEL RESULTADO DE LAS ELECCIONES GENERALES)

@abogadodelmar

Tú dijiste:
– ¿Cuál es la señal del camino, oh derviche? – Escucha lo que te digo
y, cuando lo oigas, ¡medita!
Ésta es para ti la señal:
la de que, aunque avances,
verás aumentar tu sufrimiento.

FARIDUDDIN ATTAR

Rajoy a menudo se lia con la lengua... Pero siempre hay un funcionario dispuesto a colocársela_0Hubo quien llegó a proponer no hace mucho la ilegalizacion del partido popular por constituir una banda organizada de delincuentes. Se trata del mismo partido al que pertenece un Ministro de Hacienda, que escarba la contabilidad B de todo lo que se mueve excepto de los suyos.Y se trata también del mismo partido al que los españoles han votado de forma muy mayoritaria a pesar de que constituye poco más que una máquina de robar. Ese voto masivo parece querer decir con entusiasmo: Róbame. Róbame aún más y sigue robándome por mucho tiempo.
Sería impensable una situación así en cualquier país civilizado, sobre todo si además de civilizado es nórdico o al menos anglosajón. Vamos, algo que nada tenga que ver con el Mefiterraneo taimado, pillo y tramposo. En cualquiera de esos territorios auténticamente civilizados y decentes, ese partido habría tenido que disolverse por simple falta de apoyo popular y sin necesidad de que el juez abra la boca.
Por fin me he convencido de que si esto pasa es porque la diferencia entre las (inexistentes) cualidades morales de los políticos corruptos y las de los propios ciudadanos, se aproxima inquietantemente a cero. Tengamos la humildad de rendirnos a la evidencia de que aquí no sólo roba todo el mundo siempre que puede, sino que conductas como defraudar el IVA se consideran timbre de honor y orgullo, como corresponde a un pueblo formado en una parte muy importante por timadores vocacionales.

Quizá un ejemplo pueda servir: Me contaba mi padre que un militar norteamericano estaba haciendo un curso en Cartagena en régimen de comisión de servicios. Sus correligionarios locales pretendieron invitarlo a cenar pero él se negó con un argumento que a los otros les pareció más exótico que un burro volando. Dijo que, al estar en comisión de servicios, tenía los gastos de manutención cubiertos, y añadió la siguiente frase: “Sí acepto su invitación, estaré estafando a mi país”. Dejemos que la expresión resuene un poco en nuestro cerebro y después repose. Si nos parece rara es ni más ni menos porque la corrupción, el engaño, el latrocinio y el robo están impregnando el mismo aire que respiramos y que por cierto respiran también los políticos.
Quizá algunos recuerden que en la década de los noventa, a vista del carácter corrosivo de la corrupción de entonces , se puso de moda repetir hasta el aburrimiento más sublime que la vida pública española necesitaba un “rearme moral” que nunca se produjo. De hecho, nuestro país estaba gestando en aquellos años el gran espectáculo internacional de corrupción que a continuación tuvimos el mal gusto de brindar al mundo.
Junto a esto, y no sin antes constatar que el PSOE no es precisamente un modelo de honestidad en las cuentas, es preciso reconocer que la campaña de Rajoy, basada en el miedo a los rojos y en el puro pragmatismo tecnocrático , ha sido brillante aunque pueda resultar inmoral al haber hecho el vacío en la no pequeña cuestión del latrocinio masivo de su formación. Este vacío estudiado e intencionado comenzó ya en el debate a cuatro, en el que se preguntó a cada uno de los candidatos bajo qué circunstancias dimitiría en caso de corrupción de alguno de sus subordinados: Rajoy fue el único lo suficientemente hábil como para parlotear durante un rato y acabar no contestando. Y luego, en todos sus discursos de campaña, ha empleado la misma táctica que empleaba yo cuando era un niño pequeño y quería quedarme a ver la película de la noche a pesar de tenerlo prohibido: Durante los anuncios hablaba sin parar a mis padres con la decidida intención de distraerlos hasta el punto de que no se dieran cuenta de algo tan evidente como que yo estaba allí cuando no debía estar. Del mismo modo, Rajoy dirigió a los electores continuos discursos hablando muchísimo de cualquier cosa que no fuera la corrupción, y tuvo la cara dura de plantarse repetidamente delante de sus audiencias tal como si no fuera la cabeza visible de una organización que apesta, todo con la intención de distraerlos hasta el punto de que no se dieran cuenta de algo tan evidente como el establo andante de listos y pilla pillas y el dudoso entramado de financiación que tiene detrás.
Pido disculpas por la cita culta, pero esto me trae a la memoria a dos filósofos. Emmanuel Kant, como buen exponente del idealismo alemán, alumbró el concepto del imperativo categórico, que podríamos interpretar como una especie de rectitud moral no negociable y extraída del mundo de lo absoluto, que nos resulta como ya vemos totalmente ajena. En otro caso, el partido popular no existiría.

kant_2

Kant

Bertrand Russell, por otro lado, propuso una interesante distinción entre intereses y valores. A la hora de elegir (en este caso, a la hora de votar), puedo optar por lo que en sí es bueno y justo (los valores, al estilo de Kant) o simplemente por lo que me interesa, aunque no sea tan bueno o incluso rematadamente malo. Ésta ha sido, creo yo, la elección de varios millones de españoles cuyo razonamiento suena más o menos como esto: “Dejemos que nos sigan robando y seamos beneficiarios de su (aparente) buena gestión económica”.

bertrand-russell

Russell

Ahora bien, creo igualmente que ninguno de los rivales de Rajoy daba susto precisamente.

sanchez

Todo lo que dice Pedro Sánchez suena y reverbera con ecos de la más genuina y exquisita falsedad, o al menos a mi me lo parece desde que lo vi salirse por la tangente cuando un periodista le preguntó sí caso de ser Presidente estaría dispuesto a convocar un referéndum sobre el TTIP. El chaval, haciendo exhibición de un cinismo más que llamativo, fingió hincharse de orgullo para decir: “No le quepa a usted la menor duda de que si se diera esa situación, el tratado tendría que ser ratificado por el Congreso”, tal como si poner a los pirómanos a apagar el fuego fuera una garantía.

Cuidadanos party leader Rivera gestures during an interview with Reuters in Barcelona
Albert Rivera aún no comunica bien. Mueve demasiado las manos y su discurso resulta un poco atolondrado hasta el extremo de que por momentos cuesta entender lo que quiere decir. En mi opinión, se le nota en exceso el ansia de ser confundido con Adolfo Suárez. En su último discurso de la campaña imitó con extraordinaria claridad el ya famoso puedo prometer y prometo, y últimamente le ha dado por plantarse en el centro político cuando que yo sepa su partido no nació con esas señas. El aplomo y la serenidad que le faltan creo que los ganará con el tiempo si no se aburre antes.

1399569896_077942_1399581512_noticia_normal
Pablo Iglesias me parece que es maravilloso y excepcional con un micrófono , sobre todo expresando quejas y diciéndole a la gente justo lo que ésta quiere escuchar, pero a mi juicio su pasta de buen gobernante es una incógnita y desde luego la imagen estudiantil que proyecta no acude precisamente en su ayuda. Esta situación no cambiará mientras insista en colgarse descuidadamente sobre la camisa abierta una corbata que le cae como un babero y que le da ese aire de payaso que, aunque sea intencionada opino que resulta errónea.

Y si puedo terminar con una anécdota personal, en cierta ocasión me ofrecieron entrar en Podemos. Al preguntar por qué, me contestaron que los dirigentes iban siempre con la camisa por fuera y los vaqueros, mientras que yo podía valerme de mi traje para convencer “a electores de mayor edad”. Respuesta recibida cinco minutos antes de mandarlos a paseo.

José Ortega
ABOGADO
Derecho de costas marítimas
Plaza Mariano Benlliure 21 El Puig )46540 VALENCIA)
Tf y fax 961471097
http://www.costasmaritimas.es

 

POR QUÉ EL PSOE PROMETE PUESTOS DE TRABAJO Y ELIMINA PLANTILLA DE EMPRESAS PÚBLICAS?

  

Es así como Pedro sanchez va a crear puestos de trabajo?

AL PRESIDENTE DE LA GENERALITAT VALENCIANA

@abogadodelmar

JOSÉ ORTEGA ORTEGA, abogado en ejercicio,  con despacho abierto en el Puig , plaza Mariano benlliure 21, comparezco y DIGO:

PRIMERO.- En el día de hoy he acudido a la estación de metro de Rafelbuñol a efectos de trasladarme al centro de Valencia para visita médica.

SEGUNDO .- En la estación hay una pequeña cabina desde la que supuestamente un empleado de Ferrocarriles de la Generalitat se dedica a la venta de billetes, pero siempre esta vacío y los billetes se compran en una máquina. Esta máquina estaba averiada hoy y no he podido adquirir el billete. Ha sido inútil subir al vagón en busca de interventor porque no había ninguno. En consecuencia me he visto obligado a trasladarme al centro en coche, causando la correspondientes dosis de contaminación y vertido de CO2 a la atmósfera. Tampoco había en la estación hojas de reclamaciones a disposición del publico. 

TERCERO.- Sin perjuicio de la queja que he formulado ante la autoridad de consumo, dirijo la presente comunicación a efectos de hacer notar que el partido político al que usted pertenece incluye en su programa electoral la creación de puestos de trabajo, resultando extraordinariamente contradictorio que una Administración presidida por usted sea capa de mantener una empresa pública como es Ferrocarriles de la Generalitat funcionando a base de máquinas y con una plantilla mínima de seres humanos sólo para ahorrarse gastos de personal . Francamente encuentro esta situación muy contradictoria y considero que ustedes deberían dotar a la empresa de una plantilla adecuada para proporcionar a los usuarios un servicio adecuado y decente y de paso dar ejemplo de una forma muy sencilla de aliviar el paro. Como ven, en este caso no se trata de insertar en la sociedad medidas de fomento del empleo para que la iniciativa privada actúe en consecuencia, sino de tomar una simple y clara decisión en relación con la empresa 

Se hacen estas manifestaciones dando por hecho de que el transporte público cuyo titular es la Administración no tiene por qué ser rentable, por lo que aludir a la cuenta de resultados resulta marcadamente inadecuado en este campo. La única rentabilidad que cabe esperar en este campo es la rentabilidad social asociada a las paralelas ventajas para el medio ambiente.

En su virtud,

SOLICITO: Se sirva dotar a la empresa pública Ferrocarriles de la Generalitat de una plantilla suficiente para satisfacer dignamente las necesidades de los usuarios.

José Ortega

ABOGADO

Derecho de costas marítimas 

Plaza Mariano Benlliure 21 El Puig )46540 VALENCIA)

Tf y fax 961471097

AL PRESIDENTE DE LA GENERALITAT VALENCIANAJOSÉ ORTEGA ORTEGA, abogado en ejercicio, con despacho abierto en el Puig, plaza Mariano benlliure 21, comparezco y DIGO:

PRIMERO.- En el día de hoy he acudido a la estación de metro de Rafelbuñol a efectos de trasladarme al centro de Valencia para visita médica.

SEGUNDO .- En la estación hay una pequeña cabina desde la que supuestamente un empleado de Ferrocarriles de la Generalitat se dedica a la venta de billetes, pero siempre esta vacío y los billetes se compran en una máquina. Esta máquina estaba averiada hoy y no he podido adquirir el billete. Ha sido inútil subir al vagón en busca de interventor porque no había ninguno. En consecuencia me he visto obligado a trasladarme al centro en coche, causando la correspondientes dosis de contaminación y vertido de CO2 a la atmósfera. Tampoco había en la estación hojas de reclamaciones a disposición del publico. 

TERCERO.- Sin perjuicio de la queja que he formulado ante la autoridad de consumo, dirijo la presente comunicación a efectos de hacer notar que el partido político al que usted pertenece incluye en su programa electoral la creación de puestos de trabajo, resultando extraordinariamente contradictorio que una Administración presidida por usted sea capa de mantener una empresa pública como es Ferrocarriles de la Generalitat funcionando a base de máquinas y con una plantilla mínima de seres humanos sólo para ahorrarse gastos de personal . Francamente encuentro esta situación muy contradictoria y considero que ustedes deberían dotar a la empresa de una plantilla adecuada para proporcionar a los usuarios un servicio adecuado y decente y de paso dar ejemplo de una forma muy sencilla de aliviar el paro. Como ven, en este caso no se trata de insertar en la sociedad medidas de fomento del empleo para que la iniciativa privada actúe en consecuencia, sino de tomar una simple y clara decisión en relación con la empresa 

Se hacen estas manifestaciones dando por hecho de que el transporte público cuyo titular es la Administración no tiene por qué ser rentable, por lo que aludir a la cuenta de resultados resulta marcadamente inadecuado en este campo. La única rentabilidad que cabe esperar en este campo es la rentabilidad social asociada a las paralelas ventajas para el medio ambiente.

En su virtud,

SOLICITO: Se sirva dotar a la empresa pública Ferrocarriles de la Generalitat de una plantilla suficiente para satisfacer dignamente las necesidades de los usuarios.

José Ortega

ABOGADO

Derecho de costas marítimas 

Plaza Mariano Benlliure 21 El Puig )46540 VALENCIA)

Tf y fax 961471097

http://www.costasmaritimas.es

CUATRO MÚSICOS Y UNA CÁRCEL

@abogadodelmar

Tú dijiste:
– ¿Cuál es la señal del camino, oh derviche? – Escucha lo que te digo
y, cuando lo oigas, ¡medita!
Ésta es para ti la señal:
la de que, aunque avances,
verás aumentar tu sufrimiento.

FARIDUDDIN ATTAR

CUATRO

Siento una mezcla de tristeza y coraje al asistir a la competencia entre los cuatro candidatos y contemplar y escuchar las dudas, ilusiones, esperanzas o decepciones de quienes, creyendo al aparato de propaganda, se sienten llamados a elegir sólo a uno.
Los candidatos hacen teatro y los ciudadanos creemos que la representación es de verdad. Describen nuestros problemas como anécdotas inocuas envolviéndolas de drama. Ayer Albert Rivera aludía al fracaso escolar, y al fingir coraje y nervio para resolver ese supuesto problema, en realidad estaba esparciendo una cortina de humo ante la realidad de que la cuestión no es el fracaso escolar, sino que el sistema ha transformado consciente y programadamente las escuelas en eficacisimas factorías de burros que cuando salen de ellas más parece que salgan de cuevas, porque son auténticos palurdos incapaces incluso de redactar con éxito una frase corta.
Los candidatos habían, prometen y proponen como sí España fuera un país dueño de su destino en vez de ser, como es, un campo de concentración donde no cabe más que trabajar hasta el agotamiento por el equivalente a una escudilla de sopa rancia. Pretenden que pueden hacer cosas por el pueblo cuando saben que no pueden, y despiertan de forma culpable ilusiones, ya sean de cambio, de progreso, de dignidad o de lo que se quiera, a sabiendas de que nada de eso está al alcance de su mano.
Quien sea investido presidente y gobierne, no podrá decidir más que sobre detalles nimios. No será el gobernante de un país libre cuyos ciudadanos son dueños de decidir su destino, sino alcaide de una inmensa cárcel que sigue las instrucciones del gran capital internacional. Como tal, no le cabe devolver la libertad a los reclusos, sino en el mejor de los casos proporcionarles las mejores condiciones materiales para sobrellevar su cautiverio a través de cosas como un adecuado suministro de papel higiénico, o quizá un rato más de patio. Incluso, si es muy humano, pueden pasar un rato jugando al ajedrez con los penados más despiertos. Pero no está ni estará nunca capacitado para devolverles la libertad y la dignidad.
Cuando el 23 de diciembre de 1973 ETA ejecutó la orden de Henry Kissinger de asesinar al almirante Carrero y abrió las puertas a la democracia burguesa y plutocrática, acababa de inaugurar el proceso de venta de nuestro país al gran capital internacional a precio de saldo a través del endeudamiento.
La deuda, que es la única razón de nuestra situación de apuro, es también un invento de la democracia, creo fue perfectamente planificado y tramado para transformarnos en los esclavos que somos, para sumirnos en la miseria en que vivimos y para inundarnos de la desesperanza que sentimos y vemos a nuestro alrededor.
Anoche alguno de los candidatos que iba de puro, creo que también Rivera, echaba en cara a Rajoy las carencias y recortes en servicios públicos que ha supuesto la corrupción de su partido y consiguiente merma de ingresos del Estado. Nueva cortina de humo ordenada cegarnos para que no sepamos ver que los recortes no se deben a los duros que se han llevado unos desgraciados, sino a la brutal deuda pública, y que la deuda ha venido asociada a la democracia desde su nacimiento como parte de un plan. La diferencia es simple: La corrupción es un problema coyuntural y en teoría puede ser combatida y sobre todo agitada como arma frente al otro. El empobrecimiento derivado de la deuda es un problema estructural que carece de solución y de responsable individualizado. Es lo que estos aspirantes a administradores de la miseria no quieren que veamos.
Como dije en mi conferencia de marzo de 2012 UTOPÍA, pretender que es posible resolver nuestros problemas colectivos aceptando y respetando las reglas del juego es como pretender ganar la maratón de Nueva York corriendo a la para coja: La realidad social, económica y política es como es. No resulta honesto ignorarla al mismo tiempo que se dibuja otra realidad paralela, inconveniente pero accesible y susceptible de solución. Si no entiendes el problema no podrás nunca resolverlo. Y si tienes delante de ti a cuatro individuos que fingen voluntad de cambio o prosperidad mientras aceptan unas reglas del juego que garantizan la pobreza SN solución de continuidad, es seguro que seguiremos siendo por los siglos de los siglos como moscas zumbando y agitándose inútilmente en el interior de un tarro de cristal.

Estos son cuatro farsantes que efectivamente mienten, pero no con las mentiras pequeñas que cree la gente, sino con otras mas terribles y sucias: Las que oscurecen la realidad de que España carece de esperanza, de que nuestra tan cacareada libertad es un cuento infantil y de que el futuro presidente será poco más que un portero de discoteca con coche oficial.
Mientras el Titanic se hundía, la orquesta de a bordo interpretaba una pieza llamada “Más cerca de ti, Dios mío”, tal como sí todo continuara siendo tan divertido como un par de horas antes. Estos cuatro tenores  siguen poniendo música en nuestros oídos al mismo tiempo que el negro océano nos traga.

José Ortega
ABOGADO
Derecho de costas marítimas
Plaza Mariano Benlliure 21 El Puig )46540 VALENCIA)
Tf y fax 961471097

CRÓNICA DE LA IZQUIERDA PERVERTIDA Y ENGAÑADA

@abogadodelmar

Tú dijiste:

– ¿Cuál es la señal del camino, oh derviche? – Escucha lo que te digo

y, cuando lo oigas, ¡medita!

Ésta es para ti la señal:

la de que, aunque avances,

verás aumentar tu sufrimiento.

FARIDUDDIN ATTA

Nunca me ha gustado el calificativo “modernidad” aplicado a un pensamiento político y social avanzado o simplemente sensible hacia los débiles. Me suena a plástico. Personalmente tengo una inclinación más social que elitista. Los que se afanan por el dinero no me gustan mucho y para compensar me gusta la gente, me encuentro bien entre los trabajadores y a la clase media y me preocupan la justicia social y la justicia en general. Supongo que esto significa ser de izquierdas aunque opino que la clasificación izquierda, derecha, centro esta desfasada.Ahora bien, yo nací en Cartagena y llevo en Valencia unos buenos años. Durante todos ellos he experimentado la paradoja del empaquetado del pensamiento político de izquierdas en un cajón de estricto nacionalismo: .Aquí no se puede estar en la izquierda sin promover la lengua y la cultura valencianas, lo que obviamente no sucede en otros territorios. Cuando era productor de cine y Tv mis colegas avanzados exigían y me invitaban a exigir “una televisión valenciana de calidad y en valenciano”, pero esa guerra no iba y no va conmigo porque aunque respeto a rabiar las lenguas peninsulares distintas del castellano, simplemente yo eso no lo puedo sentir como una emoción, por no decir que me la trae al fresco.

Una vez voté a izquierda unida en unas elecciones generales, pero con algo de aturdimiento porque sabía que así estaba promoviendo también los valores de la lengua y el nacionalismo, que no son los míos. Y todo esto me parece que constituye una ruptura con la tradición comunista y también socialista, cuya principal seña de identidad histórica fue el ínternacionalismo antinacionalista hasta el punto de que desde ese pensamiento se intentó promover la huelga general para sabotear la Primera Guerra Mundial. 

España no sólo se pudre y se descompone por dentro a ojos vista. También se encuentra en pleno desmembramiento porque el proceso centrifugo de 1898, cuando se perdieron las penúltimas colonias, se está prolongando con Cataluña, Galicia, Euskadi y Valencia. La diferencia es que en estos momentos de máximo apuro no sólo no surge un grupo de intelectuales de temple como lo fue la generación del 98, sino que no puede surgir porque el desgraciado cáncer de los políticos ha alcanzado a corromper el conjunto de la sociedad y ya no hay intelectualidad crítica sino estómagos agradecidos y mamarrachos privilegiados y dulzones con el poder.

Personalmente creo que todo esto se lo debemos a la CIA, cuyo manual de instrucciones expone en primer lugar que para que Estados Unidos pueda negociar más ventajosamente tratados internacionales, hay que fomentar ese mismo separatismo regional que ellos ya resolvieron a cañonazos y con un exitazo de cuidado en su único y fracasado intento de secesión. El amigo americano creo que disfruta viendo cómo Yugoslavia, un país muy importante y serio con Tito, se deshace en migajas insignificantes y sobre todo incapaces de toserle al imperio.

Una prueba de este modo de proceder fue la corta existencia de un movimiento separatista canario llamado en acrónimo MPAIAC y conducido por Antonio Cubillo, con quien por cierto tuve ocasión de hablar poco antes de su muerte. El MPAIAC llegó a poner bombas y a crear problemas serios pero se disipó en el aire tan pronto como el referéndum de la OTAN confirmó que nos quedábamos dentro. Claro está que la CIA estaba presionando y que el encaje de bolillos a que se vio obligado Felipe González estaba forzado por una amenaza real de secesión.

Así que bajo mi punto de vista, la CIA ha conseguido con mucho éxito deformar el pensamiento de la izquierda para darle la vuelta como un guante y trasformarlo de ideología hostil y potencialmente peligrosa en utilísima herramienta de trabajo. Y aquí estamos todos tontos y ciegos, dejándonos llevar y convencidos de que exhibir la estelada es lo último en pensamiento y sentimiento de auténtica izquierda cuando en realidad con eso estamos abriendo paso al imperio y sembrando la semilla de nuestra propia ruina.

EL BOCADILLO DELICTIVO (CRÓNICA IDIOTA DE UNA CASI DETENCION)

CUERPO-NACIONAL-DE-POLICIA

@abogadodelmar

Tú dijiste:
– ¿Cuál es la señal del camino, oh derviche? – Escucha lo que te digo
y, cuando lo oigas, ¡medita!
Ésta es para ti la señal:
la de que, aunque avances,
verás aumentar tu sufrimiento.

FARIDUDDIN ATTAR

 

 

Es un largo camino el de la T4 de extremo a extremo, y si tu enlace está a punto de salir, estás en ayunas y no sabes por dónde queda H21, pues… te viene una pizca de ansiedad mientras le das a las piernas con los ojos muy abiertos en demanda primero de la terminal y luego de un sitio de bocadillos.

Por fin localizo la puerta de embarque pero sólo me quedan minutos, así que me desespero un poco en busca de algo que masticar y en esa búsqueda ansiosa encuentro algo que nunca había visto en la terminal aunque me paso la vida viajando. Se trata de un control policial. Yo no entiendo que diablos hace eso ahí pero no es cosa de hacer la cola para preguntar. Como más allá del control hay un bar y en el mismo control un paso libre, doy por hecho que si no eres terrorista malayo o algo peor puedes pasar y eso hago.
Cuando me disponía a salir de vuelta por el mismo sitio con el bocadillo, se acerca a mi una chavala muy mona, bajita y rubia de bote, con uniforme de policía.
-Oiga usted se ha colado por el control – me dice como una profesora enfadada.
Me quedo turulato y al reponerme de la sorpresa contesto que he visto un paso abierto y que sólo quería un bocadillo.
-Usted no puede estar aquí -insiste la criatura, y añade:- Usted ha atravesado una frontera y esto es motivo de detención.
Mientras la miro un poco mejor por sí me estuviera tomando el pelo y me aseguro de que no es el día de los inocentes, me ordena que le muestre el DNI y a continuación que la acompañe.
Sigo a la pequeña rubia hasta el control policial. Dentro de una cabina con pared de metacrilato, como un cachorro en una tienda de mascotas pero más serio y con mas autoridad, aguarda un policía joven.
Ella, con exhibición de lenguaje de recogedora de peras recién salida de gimnasio de barrio y un poco antes de tirarse en su sofá para ver Sálvame de Luxe, dice exactamente esto:
-¡¡¡Este sacolao por sus cojones!!!
El policía examina mi DNI y supongo que es su mezcla de indignación y superioridad lo que ciega sus ojos profesionales y le impide ver que esta caducado.
Sabéis que me dice? Algo totalmente nuevo: Que yo no puedo estar ahí porque he atravesado una frontera y que mi conducta era muy grave. Muy flipado, insisto en que yo sólo quería un bocadillo.
El muchacho estudia mi DNI y mi tarjeta de embarque durante un momento más, como decidiendo si debe detenerme, y al final me los devuelve con un gesto de condescendencia. Francamente me voy con gana de preguntar a esas dos lumbreras qué delito es el que he cometido de todos los que recoge el código penal, porque la detención sólo puede producirse por la comisión de un delito. Pero me abstengo porque por razones profesionales me conozco el percal y sé que con estas inteligencias preclaras un sólo gesto que no sea de sumisión o cualquier indicativo de que no soy  tonto sin remedio es suficiente para que me retengan un poco más y mi enlace salga sin mi.
Ya estaban embarcando. Me metí el bocadillo malamente y en un momento y continué mi viaje muy contento y feliz al saber que la policía me protege.
José Ortega
ABOGADO
Derecho de costas marítimas
Plaza Mariano Benlliure 21 El Puig )46540 VALENCIA)
Tf y fax 961471097
http://www.costasmaritimas.es